Ya comentamos cuáles son los mejores lugares para colocar cámaras de seguridad, pero ¿qué es un sistema de CCTV? Es un sistema de vigilancia que se vale de cámaras para mantener la seguridad de un entorno.

El sistema más sencillo es el de conectar una cámara a un monitor que puede tener una unidad de grabación. Este sistema puede ampliarse a más cámaras y a más monitores, así como con otros elementos.


¿Cuáles son sus aplicaciones y utilidades?

Como hemos dicho, la vigilancia es su principal función, pero también puede utilizarse para el reconocimiento y la identificación de personas, así como para la supervisión de procesos dentro de alguna industria o comercio.


¿Qué ventajas me ofrece tener un sistema de CCTV?

Es muy cierto que un Sistema de Circuito Cerrado de Televisión ayuda a disuadir a los delincuentes —aunque no garantiza que no intentarán algo—, pero también ofrece otros beneficios:

La sensación de tranquilidad

Contar con cámaras de seguridad abona a la tranquilidad de empleados y clientes, ya que da la sensación de que hay quien los auxilie en caso de algún altercado.

Registro de incidentes

Al tener un monitor con unidad de grabación puedes tener un registro de cualquier incidente y situación que ocurra dentro del lugar, lo cual permite tener una mayor posibilidad para detener a los infractores.

Capacidad de mejorar tus procesos y servicios

La supervisión de un proceso, de la capacidad de tus empleados e incluso del comportamiento de tus clientes te permitirá encontrar áreas de oportunidad y de mejora.


Como puedes ver, tener un sistema de CCTV es una gran opción para tu negocio. En Hesco Radiocomunicación te brindamos todo lo que necesitas para contar con los mejores equipos, así que comunícate con nosotros y pide más información.